Los perros podrán viajar tranquilos en el transporte público en Madrid

En España, la Empresa Municipal de Transportes de Madrid – EMT- aprobó en su última Comisión Delegada el texto modificado del nuevo “Reglamento para Viajar” en los autobuses, el cual incluye novedades relacionadas a la posibilidad de viajar con perros y otras mascotas.

La norma también regula la posibilidad de viajar con patinetes eléctricos y otros objetos a bordo, y profundiza en los derechos de los viajeros con discapacidades.

La aprobación será elevada a la Comisión Delegada del Consorcio Regional de Transportes de Madrid y, en última instancia, a la Consejería de Transportes de la Comunidad de Madrid.

Perros viajarán sin jaulas ni transportines

La novedad más destacada es que a los perros se les permitirá viajas por su propio pie. Hasta ahora, los viajeros sólo podían viajar con perros y otras mascotas en trasportines o jaulas similares.

Sólo se permitía acceder con perros por su propio pie cuando éstos eran animales guía de personas con discapacidad visual.

No obstante, se incluye la posibilidad de viajar con perros mientras que el propietario disponga de una tarjeta específica de autorización expedida por la EMT.

Las mascotas deberán viajar con correa y con bozal y situarse bajo el asiento de su propietario, en la parte delantera del autobús.

Se permitirá el acceso al autobús con perros todos los días de la semana durante todo el servicio, excepto los días laborables entre las 07:30 y las 09:00 horas locales, y entre las 16:30 y las 19:00 horas locales, es decir, en las llamadas «horas pico», cuando la gente se traslada a sus lugares e trabajo y/ o centros de educación.

El acceso al autobús con perros estará limitado a un animal por vehículo y supeditado a la ocupación del vehículo, según criterio del personal de EMT.

Canarios ya habían puesto su grano de arena

Días previos, la Asociación de Usuarios de Perros Guías Canarios también había aprobado beneficios para los perros guías utilizados por las personas con discapacidad visual o ceguera.

Cada unidad contará con cuatro asientos ubicados en la primera fila de modo que tengan cerca al conductor si surge cualquier necesidad y el perro viajará en el suelo debajo del asiento contiguo al que viaja su dueño.

Antes de esta medida, las personas que viajaban con perros guía dependían de la generosidad del resto de viajeros para tener un asiento o espacio para el perro.

¡Sorpréndase! Los perros no son tan inteligentes como usted creía

Protección canina: Collares luminosos evitarán que perros callejeros sean arrollados

4,171,158FansMe gusta
115,936SeguidoresSeguir
290,276SeguidoresSeguir
16,281SuscriptoresSuscribirte

Más Leídos