Menores migrantes son víctimas de abusos en la frontera estadounidense

Los migrantes que intentan llegar a Estados Unidos por la frontera con México sufren diversos abusos. De esa situación no escapan los menores de edad, quienes son más vulnerables si viajan sin acompañantes.

Entre las calamidades que sufren niños y jóvenes que llegan solos al paso fronterizo están los abusos sexuales perpetrados, supuestamente, por funcionarios del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS, siglas en inglés).

Este martes, un representante demócrata de la Cámara Baja del Congreso, Ted Deutch, precisó que entre 2014 y 2018 el HHS recibió más de 4.500 denuncias por este tipo de abusos.

Foto: Getty Images.

Durante una audiencia celebrada en el Comité Judicial de la Cámara de Representantes, presentó informes de ese departamento en el que se detalla que, del total, 1.303 denuncias fueron reportadas al Departamento de Justicia estadounidense.

Sin embargo, la respuesta que las autoridades brindan a este fenómeno es casi nula. «Estos documentos del HHS detallan una cantidad alarmante de agresiones sexuales contra niños que entraron solos al país y estaban bajo su custodia», expresó Deutch.

Asimismo, agregó que el número de denuncias se traduce en una agresión sexual por semana durante los últimos tres años, lo que deja en evidencia que, claramente, «esta Administración no está preparada para mantener seguros a estos niños».

De acuerdo con la información que ha trascendido, los funcionarios estadounidenses presuntamente forzaron a los menores a tener relaciones sexuales o contacto sexual no deseado y les mostraron videos pornográficos, refirió EFE.

Las irregularidades no son nuevas

En agosto del año pasado salió a la luz un caso de un empleado de un centro de retención de migrantes menores en Arizona, de la compañía Southwest Key, al que acusaron de abusar de al menos ocho varones. El caso llegó a los tribunales y le imputaron 11 cargos.

Además, en ese momento crecían las alarmas sobre el mismo tipo de comportamientos en otro centro de la compañía pero con niñas, reseñó HispanTV.

Foto: Web.

En diciembre de 2018, dos niños migrantes que estaban bajo custodia de la Patrulla Fronteriza murieron en situaciones confusas.

Primero falleció, el 8 de diciembre, Jakelin Call, una niña de 7 años de Guatemala, por una «gripe» y, el 25 de diciembre, lo mismo ocurrió con Felipe Gómez Alonzo, de 8 años, también guatemalteco, tras ser diagnosticado con un resfriado común con fiebre.

La polémica política de «tolerancia cero»

Como parte de sus medidas antiinmigración, lo que ha hecho el presidente Donald Trump es agravar más la situación para los menores. Una muestra de eso fue su polémica política de «tolerancia cero», con la que el año pasado separó a más de 2.000 menores de sus familiares migrantes, solo entre abril y  mayo.

El escándalo fue tal que el Mandatario estadounidense tuvo que firmar una orden ejecutiva para detener las separaciones.

Este martes, el Comité de Supervisión de la Cámara de Representantes citó  a declarar al fiscal general, William Barr, a la secretaria del Departamento de Seguridad Nacional, Kirstjen Nielsen, y al secretario del Departamento de Salud, Alex Azar, por la aplicación de esa medida.

Las argucias de Trump para declarar “emergencia nacional” en su afán por el muro

AMLO negocia con Trump un “Plan Marshall” para frenar la migración a EE. UU.

4,171,554FansMe gusta
116,545SeguidoresSeguir
290,299SeguidoresSeguir
16,288SuscriptoresSuscribirte

Más Leídos

Descubre qué pasará en el nuevo capítulo de Juego de Tronos

Este domingo 21 de abril se estrenará el segundo episodio de la última temporada de Juego de Tronos, que apunta a presentar momentos más...