La Corporación por los Derechos Sexuales y Reproductivos (Miles) calificó de “moralmente impresentable” la improvisación del Estado de Chile para aplicar la ley de aborto, pese a que fue aprobada hace más de tres meses, entró en vigencia hace más de un mes y fue tramitada durante casi tres años, “tiempo suficiente para haber estado preparados a objeto atender con dignidad y celeridad a cualquier mujer o niña que necesite interrumpir su embarazo por alguna de las tres causales”.

Miles reaccionó así a los problemas padecidos por una niña de 13 años que fue violada en Chiloé, pero debió ser trasladada a Santiago pues en su localidad los médicos se negaron practicar el procedimiento por ausencia de reglamento y falta de insumos en los hospitales, según consignó el diario La Tercera.

“Por un lado desde el Gobierno se niegan a dar información sobre el caso de la niña de Chiloé porque dicen que se encuentra bajo secreto, algo absurdo, pues deben dar explicaciones a todo el país sobre la manera cómo ha evolucionado este problema. Se trata de una niña, que merece la máxima protección y el país necesita saber que se está haciendo, por cierto manteniéndose en reserva de su identidad”, indicó la directora de Miles, Claudia Dides (en la foto).

“Como si fuera poco, aún no hay claridad sobre cuándo estará listo el reglamento del Ministerio de Salud respecto a los protocolos para aplicar la Ley 21.030, una falta en dos sentidos. La primera, y más grave, es la excesiva tardanza en la aplicación de este protocolo que no está altura de las urgencias que afectan a niñas y las mujeres. Y la segunda, es el hermetismo respecto al estado en que se encuentra este proceso, lo cual lo único que genera es incertidumbre en quienes requieren hacer uso de esta ley”, dijo Dides.

Por ello, junto con exigir “la rápida publicación del reglamento”, Miles apuntó qué “nuestra Corporación intensificará sus talleres en los servicios públicos y privados de salud para capacitar a sus técnicos y profesionales en al aborto por tres casuales. Ya hemos capacitado a médicos y matronas de ocho regiones del país y seguiremos por esta vía, pues es evidente que hace falta”.

No more articles