poletUna agrupación juvenil local se ha propuesto la compleja tarea de ir contra viento y marea, para crear un organismo, que demuestre, una vez más, que los jóvenes sí tenemos mucho que decir.

La Unión.- Con un muy sólido y bien argumentado proyecto bajo los jóvenes brazos, un puñado de muchachos unioninos presentó ante el Concejo Municipal la idea de crear en la ciudad una Oficina de la Juventud.
Para Paulette Vásquez, asesora educacional de esta oficina, la idea que se lleva gestando por casi dos meses, es “crear esta instancia para resolver las problemáticas juveniles, trabajando en colaboración con la municipalidad, pero manteniendo la autonomía y la autogestión. Este grupo abarcaría individuos cuyas edades fluctúen entre los 14 y los 30 años.”
La gestión también busca promover, incentivar y desarrollar actividades, proyectos e iniciativas que fortalezcan el potencial de los jóvenes.
Para Maira Leal, chica unionina y concejera regional del Instituto de la Juventud, “se fortalecerá nuestra cultura popular; se abrirán espacios y oportunidades y contribuiremos a rescatar nuestra identidad… aunque muchos de nosotros hemos ganado proyectos y creado mucho, siempre que acababan los planes todo quedaba en el aire, ahora queremos cambiar eso. Terminar un trabajo e inmediatamente seguir con otro.”
La propuesta presenta sus objetivos a través de una estructura circular, en la que el asociacionismo juvenil, la acción colectiva, la organización social y la participación en canales de integración social forman un circuito que se retroalimente.
Lo que marca la diferencia y que destacaría a esta oficina unionina por sobre las otras del país, es que estaría conformada por un concejo juvenil, encargado de asesorar a las distintas agrupaciones existentes en las diversas secciones de esta dependencia, tales como Artes y Cultura, Educación, Medioambiente, Redes Sociales, entre otras.
Gilbert Guzmán, director regional del Injuv, apoya la iniciativa y destacó la propuesta local por su buena estructuración, su orden y objetividad: “tienen propuestas concretas, tienen actividades concretas, responsables de las actividades concretos, presupuestos concretos…”
Aunque esta idea no corresponde exactamente a crear una sede de la entidad que Guzmán preside a nivel regional, sino a formar un espacio municipal, también señaló que estas formalizaciones benefician más que a nada a los mismos jóvenes.
El concejal Orlando Soto (DC) trascendió que “es importante integrar a la juventud al municipio. Al estudiar bien este tema, creo que los recursos son precarios, pero esta idea es buena así que algo habrá que hacer al respecto.” Al consultársele por ese “algo”, señaló que “no puedo dar especificaciones aún, porque el Concejo todavía no llega a un acuerdo.”
Para el concejal Waldemar Sepúlveda (RN), “esto se venía gestando hacía tiempo, les deseo lo mejor. El Concejo apoyará por unanimidad a la juventud. Desde el punto de vista de implementar esta oficina, creo que es importante que tengan buenos equipos, infraestructura, etc.”
Finalmente, la alcaldesa Angélica Astudillo, no quiso dejar de apoyar la idea, porque según ella, “siempre he trabajado con jóvenes. Creo que es la oportunidad de salir de tantos peligros que hoy vemos en la comunidad. Pienso que, como están de organizados y como son de responsables, el proyecto puede lograrse. Respecto al espacio físico de la oficina, si es que esto se concreta, hay un posibilidad de permutar el correo con una de las dependencias de la municipalidad.”
Aunque el grupo de políticos comunales no tomó una decisión inmediata frente al ofrecimiento, los ánimos parecen indicar que la iniciativa tomará forma corporal en menos de tres semanas. A prepararse, juventud unionina, porque los espacios se vienen en grande. Llenémoslos con creatividad, fuerza, ingenio, espíritu critico, opiniones sólidas, ideas claras, propuestas y cuánto se les ocurra…

No more articles